La regata Pensacola-La Habana: Hemingway, Estados Unidos y Cuba.

Podría considerarse solo como una noticia deportiva. Pero lo real  es que la regata del título de esta nota y las competencias del futuro también, trasuntan un incremento de navegantes de Estados Unidos que ponen proa a Cuba tras los recientes acuerdos de los presidentes de ambas naciones. Allí, entre esa mar que separa a los países, se halla una figura de la literatura mundial que se encargó en su momento de recorrer esas aguas en busca de peces pero también en una búsqueda de si mismo en un barco llamado pilar. No es otro que Ernest Miller Hemingway.

Hoy los viajeros se encuentran en Cuba con una “Ruta Hemingway” que incluye desde luego lugares como el hotel Ambos Mundos, el Floridita y sus daiquiris, la Bodeguita del Medio y sus mojitos y luego Cojimar y Finca Vigía. Pero antes de  estos dos puntos el viajero se encuentra con una Habana renovada, con sus muros recuperados, sus yacimientos arqueológicos estudiados y entre otros un Museo de la Ciudad infaltable para pasar una tarde o una mañana. Todos lugares que Hemingway no conoció. La UNESCO participó activamente en la recuperación del patrimonio histórico(Patrimonio de la Humanidad) y Hemingway no reconocería esa Habana que el dejó allá por el final de la década del cincuenta y le encantaría la de hoy.

Los navegantes que cruzan de Pensacola en la Florida hasta la Marina Hemingway en La Habana se encuentran con un puerto equipado para recibirlos y poder a partir de allí disfrutar la estancia en Cuba. Que no es solo la bella capital sino que también hay decenas de lugares con atractivos autóctonos que convocan al turista, al interesado por la historia o por la naturaleza.

La cuestión es que los navegantes arriban al Club Internacional Hemingway situado al oeste de la capital y los recibe su Comodoro Don José Miguel Díaz Escrich una destacada figura de la náutica de Cuba. El club fue fundado hace unos 23 años y fue creciendo institucionalmente en la organización de eventos deportivos náuticos. El tema es que ahora superan con mucho todos lo programas anteriores.

De la regata actual Pensacola- La Habana (que abarcó del 31 de octubre al 8 de noviembre) hay otra prevista para antes de fin de año con la ruta Key West-La Habana(17 al 21 de noviembre) y nada menos que once más solo desde Estados Unidos a Cuba para el 2016 sin contar los concursos de pesca.

A todo esto, una docena de veleros procedentes de Estados Unidos compitieron en la regata denominada “Castillo del Morro” con una boya de viraje en una zona emblemática como es el conocido “Castillo de los Tres Reyes”. El balcón adecuado para este escenario no es otro que el litoral marítimo que bordea el Malecón habanero por ocho kilómetros y es un  símbolo ligado internacionalmente a la capital Cubana.

Hay que aguardar que iniciativas similares lleven a los cubanos a territorio norteamericano y visiten por ejemplo Key West que, de paso, también disfrutarán de una ruta Hemingway con anécdotas por doquier y la casa y estudio del escritor. Allí serán recibidos sin duda por los gatos con seis dedos que se familiarizan con todo el mundo que los visita.

No hay que olvidar que desde Key West Hemingway empezó a gozar del mar. Y esos periplos que transitaron al comienzo por los alrededores de ese lugar, luego se extendieron a Bimini en Bahamas y más tarde a La Habana, Cojimar y los cayos cubanos. También en esa zona el Pilar tuvo su bautismo de mar. Todo ello no es poca cosa frente a las historias que esconden estos bellos lugares.

–==(())==–

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>